Negan: al rescate de “The Walking Dead”

Aprovechando esta cuarentena, me decidí a darle una oportunidad a The Walking Dead y ver su décima temporada, la cual tenía aparcada desde sus primer episodio.

Negan

Y es que la serie de los zombis, ya desde su novena temporada (quizá desde la octava también) ya se estaba volviendo bastante cansina, con un Rick Grimes que ya comenzaba a atragantarse y que, desde su desaparición de la trama, parecía anunciar que el principio del fin de The Walking Dead estaba ya más que cercano. Sí, los propios personajes de la serie no encontraban, digamos, un “líder” que los guiara a través de una trama que iba perdiendo fuelle, con historias deslavazadas y personajes con una falta de la garra suficiente como para reenganchar a los más adictos, quienes todavía confiaban en que, en alguno de los episodios, apareciera algún personaje carismático que reflotara la serie de su naufragio inminente.

Ni Jesús, ni el Rey, ni Michonne, ni Carol, ni tan siquiera Daryl, parecían tener el carisma de aquel Rick con el que arrancara la primera temporada, un Rick sobre el que pivotaba toda la trama y cuya ausencia dejó sin rumbo a una serie que, ya de por sí, empezaba a flaquear de forma dramática desde hacía tiempo. Sin embargo, había un personaje con el que, al parecer, los guionistas no sabían qué hacer, pero que encerraba toda la fuerza y personalidad que la serie necesitaba: Negan.

Muerto de asco tras los barrotes de su celda, el antaño malo malote de la serie solo salió para hacer trabajos de jardinería y bricolaje varios bajo los que sepultaba todo su potencial. Y es que Negan tenía un encanto especial que solo los más malvados pueden irradiar, sin que le llegara a la suela de los zapatos ninguno de los malvados más malvados que han ido apareciendo a lo largo de las diez temporadas de The Walking Dead. No, ni tan siquiera Alpha le llegaba a la suela de los zapatos a Negan.

Probablemente los guionistas de la serie se dieron ya cuenta de que el personaje de Negan se había convertido en uno de los más populares de la trama, echándose de menos a ese tipo de lo más cínico y cruel que encarna Jeffrey Dean Morgan; de ahí que hayan decidido sacarlo de su encierro para la décima temporada, una idea, desde luego, más que brillante.

En fin, como no soy de contar spoilers, y si eres de los que, como yo, seguían la serie y comenzaron a desencantarse con ella desde hace ya un par de temporadas, te invito a que te reenganches a The Walking Dead, con un Negan que ha vuelto para quedarse y, así parece (y así lo deseo), para tomar las riendas de una serie que necesitaba de algo más que viento de cola para remontar el vuelo.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .