La tercera temporada de “Westworld” y las mil caras de Dolores

Pues, una vez que ha terminado la tercera temporada de Westworld, toca hablar de ella.

Westworld

Y, como destaco en el título de este artículo, si hablamos de esta tercera temporada, sin duda, hablamos de Dolores, el personaje que interpreta Evan Rachel Wood desde que comenzara la serie y que, en esta ocasión, está sencillamente grandiosa.

Si en la primera temporada daba la sensación de que el personaje de Dolores no iba a ser más que el de una paviblanda condenada a aguantar como paciente anfitriona las depravadas ocurrencias de los visitantes al parque de Westworld (especialmente las de un inmenso Ed Harris), en la segunda ya se nos deja adivinar que su papel habría de ser muchísimo más importante, incluso superior al de una Maeve (interpretada por Thandie Newton) que parecía llevar sobre sus hombros todo el peso de la trama principal. Bueno, en realidad el final de la segunda temporada, más que dejarnos adivinar, nos dejó bien a las claras que la tercera iba a ser la temporada de Dolores.

Aunque es cierto que en esta temporada que acaba de terminar se nos plantea al principio un falso y maniqueo enfrentamiento entre el bien y el mal (el primero parece estar representado por Maeve; el segundo, por Dolores), la verdad es que, a medida que avanza la serie, el personaje interpretado por Evan Rachel Wood se nos va mostrando mucho más rico en matices, desvelándonos que aquella pugna inicial entre buenos y malos no era más que un cebo para captar nuestra atención mientras nos sumergimos en una trama mucho más compleja y rica en matices que van más allá del blanco y el negro y entre los cuales hay un concepto clave sobre el que, en realidad, han pivotado todas las temporadas de Westworld: la libertad de elegir.

Y es que ese concepto no es algo nuevo en la ciencia ficción centrada en historias de robots, ya que, desde Blade Runner, la necesidad de saber “el porqué” y “el para qué” ha sido el acicate de droides, replicantes y demás humanoides que se han ido revelando una y otra vez en busca de respuestas a unas preguntas que, por lo demás, son constantes y eternas también en el ser humano. Así, en el caso de la tercera temporada de Westworld, esa libertad de elección se nos muestra como el verdadero motivo de las cuitas de una Dolores cuyas auténticas intenciones van mucho más allá de la simple venganza que podríamos haber sospechado albergara su corazón al final de la segunda temporada. Sí, Dolores y su afán van mucho más allá del rencor y la venganza, siendo clave para que lo descubramos el episodio en el que Dolores hace que los habitantes de ese mundo (que muchas veces dudamos entre si es real o un mero espejo) descubran el rol que para cada uno de ellos tiene reservado el sistema que todo lo domina al modo de Matrix.

Como no soy de spoilers, no voy a continuar más allá desvelando tramas; tan solo indicar que, quizá, los primeros episodios de esta temporada debieran haber tenido más ritmo, ya que, en ocasiones, la trama languidece entre vericuetos que, en mi opinión, ralentizan una historia que pide velocidad a gritos. Sin embargo, al margen de ese detalle (no menor, ciertamente), la tercera temporada de Westworld da un impulso más que necesario a una serie para la que ya hay prevista una cuarta temporada, en la cual veremos si las diferentes caras de Dolores y los cientos de hilos que ha ido tejiendo dan para una buena historia.

Por lo demás, ni que decir tiene que la serie de HBO goza de una factura excelente y unos efectos especiales más que cuidados, siendo uno de los escenarios principales la Ciudad de las Artes y las Ciencias de Valencia, lugar en el que se ubica la imaginaria Corporación Delos y que, desde luego, ha sido una elección más que acertada.

En fin, si todavía no has visto esta tercera temporada, ya tardas.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .